Buscar este blog

Cargando...

lunes, 12 de octubre de 2009

La Biología de la creencia

9788496665187 Por si aún no os lo he contado mis horarios son bastante “infernales” este año porque tengo un montón de horas muertas entre clase y clase, no obstante no tengo bastante tiempo como para poder ir en ese intervalo al laboratorio y poder hacer algo de utilidad, así que me toca ir a la biblioteca y aprovechar el tiempo lo mejor que puedo.

Uno de esos días que estaba en la biblioteca, harto ya de mis apuntes, me dediqué a merodear por las estanterías, y entre innumerables manuales de texto encontré este libro, La Biología de la Creencia del Dr. Bruce H. Lipton.

No voy a entrar en si comparto las ideas que el autor expone en este libro, cada uno que opine lo que quiera, lo que si que puedo haceros es una pequeña reseña del libro y vosotros decidís si vale o no la pena.

Bruce Lipton es un conocido biólogo molecular con estudios acreditados en el campo de la clonación de células. En este libro cuenta cómo sufre una serie de acontecimientos en su vida que lo obligan a abandonar una vida acomodada con un puesto fijo de profesor  e investigador en la Facultad de Medicina en Wisconsin.

 

 



Todas estas circunstancias lo llevan a la apertura de nuevos horizontes en la biología, a abandonar en parte las verdades dogmáticas y a ser más flexible en otros aspectos, cosa que no hubiese sido posible sin el abandono de su puesto fijo y su traslado a una facultad del Caribe, fuera del alcance de los grilletes dogmáticos que caracterizaban la facultad en donde él trabajaba.

En el libro se pone en tela de juicio mucho de los aspectos que hoy se consideran dogmas en la biología, desde la corriente neodarwinista en que los genes controlan y dirigen los seres vivos casi sin ningún tipo de flexibilidad, la falsa idea (para el autor) de que el núcleo equivale al cerebro de la célula y un largo etcétera.

También es interesante la forma en la que el autor simplifica los mecanismos y estructuras celulares facilitando la comprensión del libro a cualquier nivel con el uso de símiles que todo el mundo puede entender.

Desde mi punto de vista no os voy a contar que ideas comparto ni que ideas no comparto con el autor, pero sinceramente me ha parecido un libro entretenido del cual se puede extraer muchas cosas útiles y otras que por lo menos te hacen recapacitar y reflexionar acerca de muchos conceptos que parecían grabados a fuego y que, como demuestra el autor, no tienen porqué estar reñidos con otros conceptos más alternativos, aunque no estén considerados como dogmáticos.

En el blog de neurociencia-neurocultura tenéis otra reseña mucho más completa del libro, yo he preferido no describir tantas cosas y animaros simplemente a que lo leáis.

4 comentarios :

Anónimo dijo...

Hola, enhorabuena por tu blog, me parecen muy interesantes y amenas las entradas que publicas. Yo también estudio biología en la UV (soy de 2do). He leído en tu perfil que colaboras en laboratorios de distintos departamentos, y quisiera preguntarte qué requisitos se necesitan para poder hacerlo (a partir de que curso, por ejemplo, si hay que hablar con el profesor correspondiente), ya que me encanta el laboratorio y es a lo que me gustaría dedicarme en un futuro. Muchas gracias por tu tiempo y un saludo!

David Talens Perales dijo...

Dime como puedo contactar contigo y si quieres hablamos...

Anónimo dijo...

Okei, te dejo mi email
igb990@gmail.com, gracias!

akerat dijo...

Yo me lo he leído y me parece curioso.
saludos